«I need romance 3» – TvN (2014)

I need romance

RESUMEN

Shin Jo Yeon (Shing shing ), una exitosa mujer de 33 años, que no cree en el verdadero amor, debido a las ruptras amorosas que ha tenido, se ve involucrada en un triangulo amoroso entre Joo Wan (Allen Joo), un joven de 26 años que regresa a corea despues de 17 años. Y Kang Tae Yoon, colega y director de Jo Yeon, un hombre perfeccionista y adicto al trabajo, refinado y romantico, aunque no cree en el amor verdadero

Resumen extraído de Wiki Drama

Nº de episodios : 16

NUESTRO COMENTARIO

No he visto ni la primera ni la segunda temporada de esta serie. Aunque tengo entendido que no son continuación una de otra, no tienen los mismos personajes ni el mismo argumento, puede ser que las tres tengan en común que reflejan la vida de un tipo particular de mujeres, con tipos de vida parecidos y problemas sentimentales parecidos. Sin saber todo esto, confieso que «I need romance 3» me ha sorprendido gratamente porque no recuerdo haber visto ningún drama coreano en el que las mujeres sean así, bastante parecidas a la realidad que yo conozco, y que hablen así, también de forma parecida a como hablan muchas de las mujeres que yo conozco. Además de esas mujeres más o menos de carne y hueso (dentro de un orden, tampoco hay que pasarse), introducen algunos elementos que me han parecido incluso más sorprendentes, que es cómo viven los hombres todo eso (también sin pasarse)

Entendámonos, no es que «I need romance 3» sea un estudio sociológico de cómo son las mujeres, ni creo que tampoco lo pretenda. «I need romance 3» es un producto típico para mujeres, en el sentido de que las historias de amor que sólo tienen amor son productos que en el 99% de los casos los hombres consideran un rollo y sólo los ven si los arrastramos de una oreja, pero siendo un producto para mujeres, complaciente con nuestros defectos y peculiaridades, al menos intenta ponerse un poco en los zapatos de quienes nos aguantan.

También cuando digo que refleja hasta cierto punto un tipo de mujeres más parecidas a las que yo conozco, no estoy intentando decir que las mujeres seamos todas así, ya que creo que lo único que «todas» las mujeres tenemos en común es únicamente la condición de hembras de la especie; en todo lo demás, cada una es de su padre y de su madre y hay mujeres (como también hay hombres) para todos los gustos.

Si nos guiamos por los dramas, y a juzgar por los dramas que preferimos cada una, tiene que haber mujeres que se sientan identificadas de la manera que sea con cada tipo de heroína, otras que se sientan identificadas con una vertiente o «cachito» de cada una y otras que se no se sientan identificadas ni representadas por ninguna de las mujeres que ven ahí.

Teniendo todo eso en cuenta, lo único que digo es que las mujeres de «I need romance 3» son ligeramente distintas a las que he visto hasta ahora en un drama: tienen la cabeza hecha un lío, no tienen la tan cacareada «inteligencia emocional» que supuestamente todas las mujeres tenemos desde que nacemos y van por la vida sin saber ni lo que quieren ni lo que les pasa. A esto se añade que son mujeres que se sacan las castañas del fuego ellas solas y tienen ambición profesional, que han tenido novios y fracasos sentimentales, o sea, no se están guardando puras y vírgenes para «el elegido», se acuestan con quien les da la gana sin que eso ni siquiera sea un tema de conversación más allá del cotilleo, y los hombres con quienes se relacionan lo saben y les importa un comino…como en la vida real que yo conozco.

El argumento es simple, hay una chica Sin Ju Yeon, que trabaja como una negra y es una profesional de primera. Trabaja en uno de esos canales de teletienda, como Oh Dal Ja, la protagonista de «Oh Dal Ja’s Spring» donde se lleva fenomenal con su jefe, un chico también muy profesional que se llama Gang Tae Yun, que como jefe es una maravilla, uno de esos jefes que enseña y motiva y corrige, con ecuanimidad y justicia.

Al principio de la historia, Sin Ju Yeon es una obsesa del trabajo, y nos cuentan que, debido a lo que ha sufrido con sus sucesivos novios, se ha creado un caparazón protector y ahora ya no es capaz (o no se deja a sí misma) sentir nada muy profundo por nadie. De repente, aparece Joo Wan, ahora un músico de mucho éxito, al que cuando era pequeño ella cuidó casi como una pequeña madre hasta que él y su familia se trasladaron a vivir a los EEUU. Wan tiene un recuerdo idílico de ella y considera que ella es la artífice y origen del ser humano bueno, sensible y generoso que él es ahora (los calificativos los pongo yo, él sólo se considera un ser humano decente). Wan cree que Sin Ju Yeon, a la que él de pequeño llamaba Shin Shin, fue la que le inspiró para tener una sensibilidad artística. En resumen, que Wan está enamorado de la Shin Shin niña.

Sin embargo, cuando vuelve para buscar a «su» Shin Shin, en lugar del ser luminoso y alegre que él espera encontrar, se encuentra a la actual Shin Shin, que emocionalmente es una piedra. Para más escarnio, los recuerdos de Shin Shin sobre el tiempo que pasaron juntos no son ni parecidos a los de él. Ella considera que el tiempo en que le tuvo que cuidar fue una carga y una responsabilidad terrible, y en vez de recordarle con afecto le recuerda como una peste bubónica de niño.

Para Sin Ju Yeon y Wan, la historia se basa en cómo conseguir que Ju Yeon vuelva a ser humana, sea capaz (y se deje a sí misma) sentir algo y, algo no sé si más difícil, sepa que es lo que siente, se arriesgue y se deje llevar.

Aunque sólo Wan la llama así, a partir de ahora nosotros también nos referiremos a Sin Ju Yeon como Shin Shin.

Además de estos dos personajes centrales, nos encontramos otros personajes_

– Oh Se Ryung, una diseñadora antigua amiga de Shin Shin a la que le quitó el primer novio, razón por la que dejaron de ser amigas y ahora tienen una relación peor que difícil. Oh Se Ryung es egoísta y competitiva y hace en todo momento lo que le da la gana. Es criticada y malinterpretada por la gente, algo que le duele, pero como es cazurra y orgullosa hasta la enfermedad, nunca se justifica ni da explicaciones, lo que le cuesta caro con el único hombre al que ella quiere, Gang Te Yun, el jefe de Ju Yeon.

– Gang Te Yun, otro capado emocional, es racional y frio, uno de esos tíos que compartimentaliza todo, el trabajo es el trabajo y no tiene nada que ver con la vida y a la inversa. Se enamoró apasionadamente de Oh Se Ryung y cuando rompieron, por una de esas cazurronerías de ella de no explicar lo que hacía, él tuvo una crisis vital. No quiere volver a enamorarse de esa manera de nadie, porque la sensación de descontrol que lleva implícita ese amor apasionado le disgusta. Fuera de esa contención que ejerce sobre sí mismo, Gang Te Yun es bueno y decente y honesto. Decide salir con Shin Shin porque ella le gusta y porque la puede querer como él quiere, es decir, hasta un punto que no le provoque incomodidad. Como jefe ya he dicho que me parece ejemplar.

En cierto sentido, Shin Shin es igual, considera que la implicación personal es un riesgo inasumible, o no sé si lo considera conscientemente pero es lo que siente, y el descontrol le parece tan desagradable que confunde las «mariposas en el estómago» con la irritación de colon o la gastritis.

– Lee Min Jung, ayudante de Shin Shin, una mujer que no quiere casarse ni tener ningún compromiso serio con un hombre, que se queda embarazada de una de esas parejas esporádicas que tiene. Decide tener el niño contra viento y marea porque probablemente no tenga oportunidad de tener otro, y de repente se encuentra con que esa pareja esporádica, que tampoco quiere tener un compromiso serio, es su vecino de al lado. El aspecto original de esta pareja está en que nos dicen que el hecho de no querer un compromiso no implica que ninguno de los dos sea ni mala persona ni personas irresponsables. Fuera de que se quieran o no, los dos asumen un compromiso serísimo respecto al niño que va a nacer.

– Lee Woo Young y Jung Hee Jae, la pareja joven. Son compañeros de trabajo y los dos están en el mismo equipo de Shin Shin. Ella, Hee Jae, no sabe lo que pasa, no sabe lo que quiere de la vida, no se gusta especialmente y está buscando algo que no sabe lo que es. No es una chica amargada ni antipática, pero está confusa. Él, Woo Young es tierno, bueno y sí sabe lo que quiere de sí mismo y en la vida, sin que eso quiera decir que sea una persona que lo tenga todo claro, sólo que, a diferencia de ella, sí está contento con su piel. Es divertidísimo y creo que muy realista cómo se acopla Woo Young en un equipo formado por mujeres en el que él es el único hombre.

En esta pareja la moraleja es que es imposible buscar ciertas cosas fuera de uno mismo, que la satisfacción o la conformidad, o el simple «contento», no digamos la felicidad, depende más de lo que uno siente que de lo que uno tiene.

En esta historia las mujeres son normales, meten la pata como la gente normal, o sea no son desastres exasperantes de seres humanos. Son buenas amigas pero al mismo tiempo compiten unas con otras, eso que los hombres dicen que hacemos todas las mujeres pero que es mentira, ya que no lo hacemos con todas ni todas las veces.

En el caso de Wan, sin dejar de ser un hombre imaginario, tiene esa virtud de la que hablamos a veces y que es criptonita en los héroes de novela, y es que parece un hombre normal. Wan es un hombre de mentira, risueño, bien humorado, generoso, comprensivo, atento, complaciente, sexy (y qué voz)…pero parece normal, vamos que es un cielo de tío. No quiero decir que no haya hombres así porque todas esas cualidades que tiene Wan son cualidades posibles, lo que ocurre es que no es muy creíble que se den todas en un único cuerpo mortal.

Una de las características de Wan que me gustan es que insiste una y otra vez en que: a) él no calcula nada y no tiene agendas ocultas y b) insiste pesadamente en que si Shin Shin quiere algo que lo diga porque él no es adivino. Y me gusta porque ese es uno de los típicos tópicos sobre la incomprensión entre hombres y mujeres que, a pesar de ser un tópico, es real como la vida misma. Esa obsesión de las mujeres de leerles la mente a los hombres o de que nos la lean en vez de preguntar y hablar me parece una dinámica agotadora, esas comeduras de coco sobre lo que estarán pensando (muchas veces en nada) o sobre si deberían haberse dado cuenta de que hemos torcido el morro y que sepan que nos pasa algo porque hemos fruncido el ceño es de esas cosas estériles que deberíamos corregir (generalmente éste es un defecto más femenino que masculino).

Otro elemento que me ha gustado, y que es la primera vez que he visto en un drama o serie, es lo que piensan los hombres de esos comentarios personales que hacemos las mujeres en muchas ocasiones cuando hablamos con nuestras amigas en esas conversaciones en las que se desvelan detalles íntimos. En este caso, en una charla en la que las 4 mujeres, Shin Shin, Se Ryung, Min Jung y Hee Jae se están contando lo que les gusta o les disgusta en el sexo y las fantasías de cada una, Hee Jae comenta lo que le sorprende o no le gusta de Woo Young, y él se lo toma francamente mal y se queja de que ellos no lo hacen, y lo que es más, nosotras nos sentiríamos no sólo molestas, sino inseguras, si lo hicieran, no ya en público, sino a veces ni siquiera en privado.

LO MEJOR

Sin ser la bomba de drama, los personajes son cercanos y comprensibles y es facilísimo encariñarse con ellos. Creo que las dinámicas de relaciones están muy bien contadas y, como ocurre en muchos dramas coreanos, los guionistas hacen que los personajes digan cosas que suenan muy muy reales, como esa conversación entre las chicas (y Woo Young) en el que están hablando sobre qué es lo que ellas encuentran atractivo en los hombres y en vez de hablar de las cosas típicas mencionan la nuez, las manos, la voz y los músculos del cuello cuando giran la cabeza…me mondo, pero es que es verdad. Woo Young por su parte dice que ellos no se complican tanto la vida, pecho, trasero…y luego todo lo demás.

La historia entre Wan y Shin Shin está llena de escenas cotidianas de familiaridad, en las que vemos lo íntima que es su relación, algo de lo que él se da cuenta pero ella no porque es un marmolillo. Los detalles que él ve, con la atención y la ternura con la que la observa, desde el detalle de que ella duerma con los puños cerrados, lo que revela hasta qué punto ella se ha convertido en una persona tensa, hasta cómo le hace que él le desabroche los botones de los vestidos. La forma en la que ella le trata como un hermano pequeño para desesperación absoluta de él, ya no por el hecho de que ella no le quiera, sino porque ni siquiera se da cuenta de que sí le quiere. Es divertidísima la transformación de Shin Shin, cuando Wan se convierte en «visible» y observar cómo le mira y lo entusiasmada que se siente.

También me ha gustado que la narración en off esté contada, al 50% por lo que sienten Shin Shin y Wan, y que veamos cómo él también cae en el defecto de querer aparentar lo que no siente y se reprocha a sí mismo hacer el tonto.

LO PEOR

No me he querido comer mucho el coco con el tema, pero no me queda muy claro si Wan quiere a Ju Yeon o a Shin Shin, que se parecen la una a la otra como un huevo a una gallina. Da un poco la impresión de que él está enamorado de la que fue y ya no es.

Fuera de eso, tampoco entiendo muy bien la evolución de Shin Shin hacia la mujer que es ahora, porque no parece que le haya pasado nada tan grave como para que se haya vuelto tan…no sé, quizá la palabra es yerma. Entiendo que se haya vuelto cauta y no se arriesgue en el amor, hasta cierto punto, pero no entiendo que ya nos sea capaz ni de sentir nada cuando oye música, porque la Shin Shin mayor nos cuenta como vivía ella la obligación de cuidar a Wan cuando eran pequeños, pero los únicos recuerdos que vemos son los de él, y en esos recuerdos Shin Shin era dulce, tolerante, cariñosa, sensible, protectora… y refrescante (creo que eso es lo que quiere decir Shin Shin). Por alguna razón, en algún momento de su vida Shin Shin se desconectó de sus sentimientos, y esa ruptura no se explica convenientemente. Cuando se vuelve a «conectar» es como resultado de una decisión consciente que se manifiesta cuando va a buscar a Tae Yun para romper con él. Por supuesto, su naturaleza no cambia de un día para otro, y no pasa a creer en lo que no creía, pero sí pasa a querer creer, y eso ya es un paso.

No acabo de creerme que la Shin Shin adulta acepte con esa ecuanimidad que Wan y Se Ryung sean amigos en el período en el que ellas dos se llevan a matar y le permita que él esté en medio sin tomar partido. Debe ser que tengo poca confianza en la naturaleza humana, pero me parece un exceso de tolerancia y me lo creería más si las dos le hablaran mal de la otra y le calentaran la cabeza.

REPARTO

Kim So Yeon como Sin Ju Yeon
Jung Da Bin como Sin Ju Yeon (niña)
Sung Joon como Joo Wan / Allen Joo
Choi Ro Woon como Ju Wan(niño)
Nam Goong Min como Gang Tae Yun
Wang Ji Won como Oh Se Ryung
Park Hyo Joo como Lee Min Jung
Park Yoo Hwan como Lee Woo Young
Yoon Seung Ah como Jung Hee Jae
Jung Woo Sik como Han Ji Seung
Yoo Ha-jun as Ahn Min-seok
Im Soo Hyun como Asistente de Oh Se Ryung
Yoo Ha Joon
Alex como Jung Ho (Novio 1er episodio de Ju Yeon)
Joo Sang Wook como Ex-novio de Ju Yeon (cameo, Ep 1)

Comentarios

  1. Mariceli dice:

    La novela me gusto mucho y voy al grano, QUE BESOS SE DABAN ESOS DOS!!!!

    • Maggie Bee dice:

      Este blog tenía que tener de esas manitas feisbukianas del me gusta. He tenido que parar una traducción ‘interesantísima’ pa venir a decir que me gustó lo de Marta y lo de Mariceli…y ¡me tocó escribirlo!

    • No lo he querido poner porque se me veía demasio el plumero. ¡Madre mía qué besos!

      Además de los besos, y aunque el chico no seá de la especie de los guapísimos, en esta serie no puede estar más atractivo. Para darles la razón a las protagonistas que mencionaban que si la nuez, que si las manos, creo que Sung Joon tiene un cogote que dan ganas de darle un mordisco…de hecho, hay una escena en la que ella casi se lo da. 🙂

    • Mira que yo no me fijo en esas cosas 😉 ;-);-) pero… Si, que besos.
      Ya dije que el protagonista no era de mis favoritos pero como aqui se hace completamente achuchable y a mi me gusta mucho la voz que tiene.

  2. es lo mejorcito del drama, los besos de la pareja, y Batata que era un encanto.
    Las demas parejas ni fu ni fa.

  3. Esta serie no me ha llamado la atención. Tal vez la vea después.

  4. …voy x el capitulo 5 y hasta ahora…….se deja ver…..él no me gusta y ella tampoco…hasta ahora tan solo se han dado un beso en la playa y bueno….he visto mejores!!…….lo k sí me gusta mucho es la voz de él

    …una cosa curiosa , k no sabía y me ha hecho mucha gracia es k el único hombre del grupo de trabajo es hermano en la vida real de nuestro kerido Yoochum……la cosa es k me resultaba familiar y no sabía x k…..no hacía más k darle vueltas a ver en k otro drama lo había visto……y al final me enteré k era el «hermanísimo»…jajaja

    • Sí, es la primera vez que lo veo actuar. Me enteré que es el hermano, cómo en el 5to capítulo. Me gustaría volverlo a ver actuar. A ver cuán bueno o malo es. Aquí me pareció que actuaba con mucha naturalidad. Pero el personaje no era gran cosa.

  5. Del 1 al 10, le doy un 8.3. Es light y se deja ver. Pero llegó un punto en que ella me desesperó y se me hizo difícil seguir el drama. Incluso lo dejé por un tiempito y lo terminé poquito a poco.
    Nunca había visto un I Need Romance, pero había leído que eran diferentes. Qué había mucha amistad, «mucho sexo» y unos finales decepcionantes. Me lancé a ver INR3, esperándo mucho romance, reuniones entre amigas y un final digno. En el 1er capítulo pensé que INR3, tenía más clichés de lo esperado, pero me pareció entretenida. Tenía un toquecito diferente y los personajes se dejaban querer. Pero luego la prota me desesperó. Me daban deseos de abofetearla. Esperaba con ansias el romance, qué nunca llegaba. Y las escenas entre amigas. Qué fueron buenas y entretenidas, pero pocas. Tampoco me agradó mucho el giro que le dieron al personaje de mi querido Sunbae. (Por él, sí babeo.) Y sí hubo buenos besos. Pero fue muy al final. Aun así el final fue bueno. Y los prota tuvieron buena química.
    A mí el personaje de el prota, me cautivó. Pero solo el personaje. Aparte de la voz, no le veo ningún otro atractivo. Y cómo actor, pues me parece normal. Y la actriz que hace de la dizque mala, le tengo el ojo echado. Es diferente y hasta rara, pero lo poco que he visto de ella cómo actriz me ha gustado.

    En un comentario más superficial, las corenas se ven muy guapas cuándo usan lipsticks más llamativos. Cómo el que Shing Shing, usó en todo el drama. Y GAD que le cambiaron el peinado al hermano de Yoochun. Es que ese 1er peinadito era imposible de ver.

    • Yo al hermanísimo le había visto ya en esa en la que la chica se moría de Alzheimer, A Thousand days promise. Allí hacía…del hermano de la chica, y sólo vi sus escenas, porque lo hacía muy bien. Daba muchísima pena.

      Luego le he visto haciendo compañía al hermano en una entrega de premios.

      En este drama su papel, y el de la chica joven, es un poco de relleno, y tienes razón en lo que dices de que sus cortes de pelo son espantosos.

      A mí este drama sí me ha gustado, y creo que hasta entendía a Shin Shin a medias, aunque desde el momento en que se da cuenta de que quiere a Wan hasta que se lo dice creo que es puro relleno. Sin embargo me parece que hacían una pareja estupenda y Sung Joon sí que me parece que lo hace bien, dentro de las limitaciones de un papel en el que lo único que tiene que hacer es ser encantador.

      La amiga Se Ryung es el personaje que menos me gusta, no porque no me guste la actriz, sino porque el personaje me cae un poco mal y no creo que pudiera ser amiga de alguien así, que tiene siempre que ser el foco de atención y tiene que ganar a toda costa.

      Respecto al lápiz de labios, lo que no me gusta es cuando se los pintan por dentro o de dos colores, de manera que parecen geishas haciéndose la boca más pequeña. Kim So Yeon va pintada con los labios rojos muchas veces porque tiene una boca preciosa.

      • Lo que mencionas del puro relleno, fue lo que me fastidió el drama. Me pareció que fueron demasiados capítulos en eso, y pudieron aprovechar unos cuántos capítulos más en el romance. Precisamente pq me gustó la pareja es que quería ver más escenas de ellos en romance oficial.
        No es que me haya disgustado del todo el drama. Incluso los primeros capítulos los disfruté. Y el último capítulo y medio, también. Y al menos no hubo un solo actor malo. Aunque los personajes no requerían de mucho.

  6. A mi el drama me gusto, pero tampoco lo esperaba con emoción cada semana, no habían grandes sorpresas ni nada de eso, pero si pasaban cosas q me permitieron no abandonar a mitad de camino. Yo tampoco vi las dos primeras entregas y tenia las mismas referencia que tienen todas de ellos, por lo q también me esperaba más de muchas cosas q acá no hubo.

    Respecto a la pareja protagonista el me gusto más q ella, llegaba un momento en q ella me desesperaba y cuando se dio cuenta que estaba enamorada del muchacho y empezó a actuar como adolescente tímida, no la soporte, como q toda su imagen cambio. Creo q el momento en que menos la soporte fue cuando andaba de pareja con el jefe, ellos juntos ahh! no quiero ni recordarlo, eran super plasticos…

    en cuanto al romance, shin shin se demoro taaaanto en desarrollar sus sentimientos x wan, pero me agrado q un tiempo estuviese con su jefe (si, aunq los odiase juntos) y mostrase q el prota no fuese la única opción posible, ni el único hombre con q ella pudiese besarse en el drama, como en la mayoría.

    la tipa q mas me gusto, a parte de Oh Se Ryung, a quien ame sin tener una razón, es la embarazada y q decidió no tener ningún tipo de compromiso amoroso con el padre el bebe. Encontré tan digno q decidiese ser madre soltera, y no lo utilizar el embarazo como una excusa para llegar al matrimonio, q por los dramas que he visto es mas digno y mejor visto.

    lo que mas me gusto, fue q mostrasen a mujeres decididas, con carácter y que disfrutasen viviendo su vida, que hacían lo q les gustaba principalmente por ellas y no para complacer a sus novios, padres o a terceros.

    Por ultimo, agradezco q tuviese un final decente, con la referencia de los versiones anteriores tenia malas expectativa de esto, y me agradezco q haya resultado bien.

  7. Pauli, coincidimos en todo.

  8. Marianella dice:

    Pues yo sí que había visto las temporadas anteriores (I need romance 1 y 2), y como no me habían gustado mucho, no me atreví a echarle un vistazo a la tercera, pero ahora Marta me diste ganas de darle una oportunidad. Parece distinta.

    Pues en todo no, porque en las otras temporadas también había ese realismo que no está en otros dramas. Los personajes solían ser un poco más complejos (no todos, pero algunos por lo menos), más abiertos para hablar de varios temas, y mas abiertosd para hacer varias cosas tambien (jeje). Pero un elemento que había que no me gustaba nada y creo que en esta temporada por fin lo cambiaron, era lo que llamé “el falso triángulo amoroso” :/ No saben cuanta frustración tuve viendo estas temporadas por culpa de esto jaja

    Pero en fin. Que voy a verme esta temporada ahora que estoy curiosa por ver cuanto han renovado el concepto de la serie 🙂

  9. Pues yo vi I need 1 y 2, y ambas me gustaron! sobretodo la 1 por ser la novedad, pero también la 2 que aunque era demasiado parecida a la primera tenía unos protas mejores para mi gusto! Y al contrario que a todo el mundo a mi no me decepciono el final de ninguna de las dos. Aunque desde nuestro punto de vista no escogieran el mejor de los dos hombres, a lo mejor si era el mejor para ellas. En cuanto a I need 3, empecé a verla pero me dormí en los primeros episodios y todavía no la remoto. Ahora estoy viendo Can we love, que aunque no es de los mismos escritores se parece bastante a lo que es I need romance.

    • María Luisa dice:

      es cierto, se parecen bastante, pero para mí está muchísimo mejor Can we Love?, siento como que tiene más sustancia y no es para nada lenta, cosa que si es » I Need Romance», por lo menos la que vi, habían partes que me daban sueño.

      • también creo q can we love?, tienen más sustancia e historias por desarrollar de forma mas interesante, pero su gran gran gran problema, es q todo los personajes son insoportables, las suegras, la niña embarazada, la amiga embarazada, la amiga rica, y sigo contando… cuando se empieza a soportar a uno, otro comienza… al final todas esas historias buenas se pudiesen contar quedan en nada por los personajes q la desarrollan….

  10. Yo solo he visto la uno y la verdad es que quedé muy decepcionada de la historia, más por el final que no me gustó nada, pero no puedo negar de que fue muy novedosa por la forma de tratar los temas y la forma como se relacionaban los personajes, y en cuestión de contacto físico sí que era bastante diferente a lo que estaba acostumbrada a ver en dramas, que BESOTES los que se daban :O :O pero como dije, no me gustó (ni por Choi Jin Hyuk que salia guapísimo y su personaje era bonito), por eso no vi la dos, la tres la quería ver por Sung Joon que ya lo he visto en otros dramas y me gusta, y también por Kim So Yeon, hasta ya había bajado algunos capítulos, pero solo leía malas críticas, así que la borre de mi ordenador, ahora no sé qué hacer porque si a casi todas les ha gustado quiere decir que algo bueno tiene que tener, pero me da pereza volverla a bajar =S =S

    • Monse, si Sung Joon te gusta, entonces no te la pierdas porque está monísimo y hace un personaje para comérselo.

      Respecto a Can we love, yo sin embargo la he empezado, he llegado al capítulo 6… y la he dejado para más adelante . En el momento en que engañan a la madre de Eugene unos prestamistas me dieron ganas de de echarme las manos a la cabeza, ¡pero otra veeeez! A mí mi madre entrega mi casa en garantía sin mi permiso y me roba el carnet de identidad para hacer la operación y no sé lo que hago con ella, pero quedarme tan tranquila seguro que no. Por lo menos le leo la cartilla muy seriamente y le prohibo que vuelva a hacer nada que me implique sin decírmelo. Creo que no la pondría en la puñetera calle, porque los seres humanos solemos querer a nuestras madres, pero le habría pegado un berrido que habria tardado un tiempito en recuperarse.

      Si la veo (si la retomo) sólo veré la historia de Eugene, y con reservas, porque la amiga soltera que se dedica a ser una antipática de narices y a tratar al chico enamorado de ella como si él fuera un gusano sin derecho a la vida me crispa, y ya no os digo nada la historieta de la suegra perversa, que es que no la puedo soportar, ni a la suegra ni a la historia entera. .

      • Mariceli dice:

        Bueno, estoy muy de acuerdo con que yo hubiera infartado si mi madre me hace una cosa así, las madres coreanas son una cosa seria. Pero, para ser justos, la madre después de eso mejora, si a eso le llamamos no volver a meter la pata, en esta novela todas las suegras son un espanto, hasta la ex-suegra intenta quitarle el hijo con la excusa de que ella se iba a casar. La suegra de la otra amiga esta de meterla presa, al final el hijo le da dos gritos y ya resolvimos todo. En cuanto a la amiga soltera, no has visto nada, la tipa es una joya de amiga, hasta el novio le intenta quitar, terminé odiándola. La casada, toda una plasta todo el mundo le grita y hace con ella lo que les da la gana, le tenía una pena! Hasta la hija era un espanto Y como siempre nos castigan a Kim Sung Su dejándolo solito, pobre hombre, tan bueno para consolarlo. La pareja de Eugene con el director es de lo mejor que tiene la novela. Después de todo esto si te digo que no es tan mala, no te miento, se deja ver. Déjala para cuando no tengas nada que ver (lo cual veo imposible) no es mala pero….

        • A ver, hasta hace unos días, estábais casi todas enganchadísimas y enamoradas del drama. ¿Qué pasó?

          • Mariceli dice:

            Tienes toda la razón, aquí tienes un ejemplo de como dañas una buena historia, me hubiese gustado que las mujeres de esta historia fueran mas asertivas sin pasarse de malas o pendejas. Pero es que estaban en los extremos, la soltera egoísta hasta decier basta y la casada pendejísima hasta el punto de dejarse mangonear hasta de la hija.

          • Maggie Bee dice:

            A mi si me gustó. No me esperaba cosas que los coreanos simplemente no van a hacer. Y no van a ir en contra de una vieja bruja (De hecho, lo que más les sorprende al pueblo coreano que algo de nociones tenga del mundo hispano parlante, es que tengamos términos como ‘vieja bruja’ o ‘viejo verde’ Este último con más inri, porque no entienden porque el color verde tiene que tener connotaciones negativas que ellos no comprenden) La foto en si, ya te dejaba bien clarito como iban a ir los tiros. O sea que sin esperar peras del olmo, la historia estuvo bien. Además solo por el director de afamado renombre mundial y su primo, vale la pena. Yo si la recomiendo. Como recomiendo Sex in the city. o Diarios de la doctora te lo pasas bien entretenida.

      • Maggie Bee dice:

        Pues si es por suegras. Tampoco vas a poder ver Emergency couple. Ni Wonderful days. Además, ¡como si en algún drama las hubieran pintado mansas palomas, Marta!

        • Sí Maggie, pero es que en ésta se juntan el horror de suegra con la mansedumbre de ella, y cuando no es mansa es imbécil. Después de ver los seis primeros capítulos iba dando saltos a ver si me encontraba cuándo reaccionaban ella o el marido…¡y no reacciona hasta los 20 últimos minutos!

          El tema no es que me moleste que las suegras sean horribles, es que me aburre que el único tema sea que la suegra es horrible como centro de la acción. Si a eso se une que la historia de la soltera es como para darle una patada en la boca te encuentras con que no puedes soportar más de dos tercios de la novela, ya que de la historia de Eugene no me interesaba ni su madre ni su marido. Entonces ¿qué queda?

          • Bueno, un drama coreano sin suegras odiosas es como pedir un milagro, las únicas que se me vienen a la mente que no tienen suegras son “Queen’s Classroom” y “Miss Korea”, pero estoy segura que a Marta no le van a gustar jajaja

            Y hablando de Can We Love?, como me encantó el desquite que tuvo la casada con su suegra, por fin la puso en su lugar!!!!…. ya sé que eso va a quedar hasta ahí y que a la final la suegra no recibirá su justo castigo, pero nadie me quita la satisfacción de haberla visto humillada por un momento jajaja

          • Si que es cierto que la suegra es uno de los personajes que yo mas manía le he cogido en un drama y no entendía la pasividad y sumisión de ella hasta que supe toda su historia y entonces ves que psicológicamente ella estaba «purgando su pecado» era como un peaje que tenía que pagar por su vida con un marido hasta entonces amoroso y bueno.
            A mí me dió mucha penica el representante Ahn, tan guapo y tan solito y dolorido, creo que había mucho amor aún entre ellos, pero eso si que es un final coreano.
            La amiga embarazada aunque puedes entender sus miedos y preocupaciones hay formas menos bordes de transmitirlas, porque al pobre mozo no le sonríe abiertamente ni al final.
            Y la madre de Eugene me cayó fatal al principio con lo de la casa, pero al contrario que en otras no cayeron de rodillas tirandose de los pelos sino que Eugene enseguida fue a informarse de que podían hacer y a luchar. Luego la madre se redime cuando la defiende ante todos siempre y dice que no puede haber mejor hija, que no se suele escuchar de una hija en una novela coreana.
            Y para terminar, se habla mucho de la suegra, pero y el padre y el hermano de la casada que por no perder el restaurante les da igual todo lo que pase la hermana, que aguante todo, venga.
            A mí si me gustó, y los besotes son tremendos, me quedo con el del ascensor y con los del director mundialmente famoso.

          • Pues a mi Miss Korea me gustó. En My husband got a family tampoco hay suegras odiosas, tienen sus cosillas pero no a ese nivel. Una de ellas era una risa porque por más que intentaba decirle todas sus impertinencias a la nuera, a ésta no se le movía un pelo y siempre la ponía en su lugar. La pobre suegra aquí no daba una.

        • Chang Min, llévate a tu madre lejos que no la soportamos. Gracias 🙂

          • Justo la mejor parte y se corta jeje 🙂

          • Que mujer mas espantosa!!! , incluyo sus zapatos, no se como camina con ellos, y que peinados el último que se hizo (donde cenaban con los padres de la otra chica) parecía una loca, no se como se dejan hacer esos nidos de paloma!!!

  11. Ya no tengo deseos de ver Can We Love?

  12. Con esas críticas ni yo quiero ver ninguno de los dramas mencionados hehe. Como que este año no ha habido ningún drama que me llame la atención. Si que tienen razón sobre lo de las suegras que son terribles. De todos los dramas que he visto no he visto a una buena suegra.

  13. María Luisa dice:

    A mi Can we love? A pesar de los personajes insoportables, que son casi todos los del cast =D =D, me está gustando muchísimo, la pareja del director y la escritora es lo que más me gusta y lo que sostiene todo el drama. Qué pareja tan bonita, se comportan como un par de novios normales, se nota que es drama de cable. Lo cual no quiere decir que no me guste los enamoramientos de miraditas, manitas sudadas y que se tengan vergüenza, pero ver una pareja que se abraza, se besa, se comprende y se dice cosas bonitas (sobre todo el director a ella) es algo de agradecer de vez en cuando. Otro personaje de Uhm Tae Wong que me enamora <3.

    La casada me caía muy mal desde el principio, por lo menos hasta hace poco, que es cuando le empieza a ir de mal en peor. Tanto me caía mal por menospreciar a su amiga por estar soltera, e inventarse solo por las apariencias, que vivía muy feliz, que me alegraba que la suegra le hiciera la vida miserable.

    En Corea pueden pasar estas cosas con las madres: 1. Se vuelven brusuegras. 2. Se vuelven inútiles, irresponsables y tontas, que meten a sus hijos en problemas como la mamá de la escritora, que aparte de dejarse estafar, no agradece lo que la hija consigue y no dejaba de quejarse y que cuando la hija le grita, resulto que fue una ingratitud. 3. Las abandona hijos. Total que no hay madres normales.

  14. me gustaron los I need romance porque se habla y se tiene sexo con naturalidad. A de más para mí Choi Jin Hyuk nos regalo uno de los mejores besos que yo haya visto en un kdrama! deberian haber más dramas como estos!

  15. Mientras leía, no pude evitar sentir complicidad sobre tu crítica, inmediatamente se me venían a la mente los personajes y el sentir esa empatia por tus comentarios sobre ellos mismos. Me divertí mientras leía y también estoy de acuerdo con lo que dices. Congrats.

Tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.