«Lucky Romance» – (2016)

Ryu  Jun Yeol Lucky Romance

RESUMEN

Bo Nui está obsesionada con conseguir fortuna, desde pequeña siempre ha sufrido de mala suerte, y con el fin de salvar a su hermana enferma un chamán le dice que tiene que pasar una noche con un hombre que sea de signo tigre.

Je Soo Ho (signo tigre) es un genio y CEO de una compañía de videojuegos, es totalmente lógico y todo lo basa en sus cálculos. Su debilidad es que debido a que desde niño fue un conocido genio, desarrolló un trastorno de pánico, que lo hace solitario, pues prefiere alejarse de las personas.

Bo Nui termina trabajando para Je Soo Ho, cuando se entera que es signo tigre tratará de seducirlo pero… un amigo de la infancia, Choi Gun Wook aparece y con el, también el primer amor de Soo Ho, ¿será éste otro triangulo amoroso? ¿podrá Bo Nui tener un ‘romance afortunado’ con Soo Ho?

Resumen extraído de Wiki Drama

Nº de episodios: 16

NUESTRO COMENTARIO

MartaH dice:

Sospecho que me he quedado colgada con Ryu Jun Yeol. Y no es que yo sea muy perspicaz, es que cuando todos los personajes que interpreta un actor te parecen estupendos y «amables» del verbo amar, nada que ver con la cortesía, hay indicios más que suficientes para sospechar que lo que te gusta es el actor, sin perjuicio de que también te gusten los personajes.

Dicho esto, lo que tengo que decir de este drama es que lo que más me gusta es Je Soo Ho, el personaje masculino protagonista, y no diré lo único, pero casi, aunque que este sea un drama que se deja ver y es entretenido.

En favor del personaje femenino solo puedo decir que es menos tonta de lo que esperaba y, afortunadamente, sin gritos. Admitirán que, tratándose de Hwang Jung Eum, y teniendo en cuenta la afición que le tiene a los gritos como recurso cómico («Can you hear my heart«, «Kill me Heal me», «She was pretty»), me temiera lo peor, pero en este personaje nos ahorramos los gritos, probablemente porque lo que le ocurre al personaje no tiene la menor gracia, o quizá porque han sustituido la supuesta comicidad de los gritos por el efecto cómico de la horrenda ropa que lleva el personaje de Shim Bo Nui. Tengo la duda de si pretendían que fuera feísima vestida o alguien pensó en algún momento que ese estilo era bohemio, o moderno, o al menos un estilo de…algo, que no fuera una representación de una chica vestida con envoltorios de hortalizas, porque todo lo que se ponía era como un saco de patatas. Qué feo todo, rediez.

Como siempre ocurre cuando lees el resumen y ves los trailers, yo tenía la idea que este drama iba de una cosa, pero en realidad va de otra, parecida, pero otra. Yo pensaba que el drama iba de dos personajes opuestos, uno lógico y racional y otro todo lo contrario, una de esas personas aficionadas a las religiones «new age» que creen en todas las «magias» desde el poder curativo de las piedras a la aromaterapia, pero no va de eso, o quizá sí…pero no.

En este caso, el personaje lógico y racional es lógico y racional, pero no más que una persona normal lógica y racional. El hecho de que haya comportamientos emocionales que no entiende muy bien tampoco es una rareza, viniendo de donde viene y habiendo vivido como ha vivido. Es un poco bicho raro más por su historia que por su naturaleza. El personaje femenino actúa de manera irracional, pero no porque ella sea irracional, sino porque tiene miedo, está sola, las pasa canutas y prefiere pensar que hay una razón para que le pase lo que le pasa, porque si hay una razón, entonces puede arreglarlo, mientras que si no la hay, si sus desgracias son puro azar, no hay nada que hacer. Desde el momento en que Je Soo Ho lo sabe, y además sabe que ella lo sabe, la contradicción y la supuesta comicidad de los caracteres opuestos desaparece.

O quizá no buscaban que hubiera comicidad ahí, porque ella está tan triste y tan desesperada por hacer que su suerte cambie que sus intentos de llevarse a Soo Ho, o a quien sea, a la piltra, con tal de revertir su mala suerte no logran arrancarte más que una sonrisa.

El drama, sin embargo, no deja de ser una comedia por obra y gracia del maravilloso, dulce, tierno, torpe y adorable Je Soo Ho, un chico con la educación emocional de un caracol, que no ha tenido amigos porque siempre se ha criado entre gente que, o le explotaba, o le veía como un bicho raro. Un chico al que su inteligencia le llevó a que llegara a la universidad con 11 años, donde sus compañeros de curso eran mucho mayores y no se relacionaban con él, por lo que se ha pasado más de media vida solo, con un único amigo. El enamoramiento de So Hoo por Shim Bo Nui, que no sabe que es enamoramiento pero que le trae frito, es divertido de ver y te querrías llevar a Soo Ho a tu casa, qué monada de tío. No sé exactamente qué le ve a Bo Nui, pero él me encanta, me encanta Soo Ho y me encanta Ryu Jun Yeol. Si ya le amé con Jung Hwan en «Reply to 1988«, con este drama me declaro su rendida admiradora.

El resto, incluido el argumento, es una bobada. El argumento está aceptablemente bien hasta los 4 últimos capítulos en los que el tema desbarra. No acabo de entender si los guionistas creen o no que eso de la mala suerte es una patraña, porque al fin y al cabo, si hay alguien que le ha echado el mal de ojo a Soo Ho, aunque esa persona no sea Bo Nui, y el adivino es de verdad un adivino, aunque meta la pata alguna vez que otra.

Maggie opina:

Lucky romance es una historia que me parece, merece la pena por tres pilares fundamentales.

Ryu Joon Yeol como Je Soo Ho Lee Soo Hyuk como Choi Gun Wook y Jung Sang Hoon como Han Ryang Ha. Este trío de actores con este trío de personajes son una delicia de ver. Y aunque sea solo por ellos, quiero recomendar esta comedia romántica.

La historia en sí se desarrolla en torno a supersticiones, talismanes, chamanes con muchos papelitos de esos amarillos pintarrajeados en rojo; que acabo de estar viendo en Mirror of the witch. Los papelitos y los talismanes humanos…que ambos temas son pertinentes a ambas producciones. No es la primera vez que me pasa que las historias que veo siguen la misma temática –así que supongo que ese es el tema de este año y que alguna que otra producción estará perfumada de incienso y alentada con sonajeros cascabeleros. Aquí funcionó bastante bien, a mi juicio por lo bien perfilados que estuvo el trio de actores que dije antes.

No me gustó el comienzo, tan lleno de esa escatología que tanto gusta por allí y tan mal huele por aquí, pero me alegro de haber seguido, porque asistir a la metamorfosis de Je Soo Ho ha sido lindo, verdaderamente atractivo. Ryu Joon Yeol tiene una habilidad pasmosa para hacer de sus personajes carismáticos y atractivos, que enamorarse de él no es cosa difícil. Y es el aliciente que tienes cuando todo lo demás flojea; cosa que pasa con cierta frecuencia…para que engañarnos. Je Soo Ho, un genio de la informática con una inmensa tara emocional y afectiva que se enamora por primera vez. Su «traga maluca» y como lo demuestra es una ternura. Si está feliz, brinca de alegría; si está celoso le desfigura la cara a su rival –¡aunque sea en el plasma de una tableta! Es capaz de sentarse a racionalizar el mundo de la superstición y es capaz de sorprenderse cuando las causalidades pasan, que no casualidades, ¿eh? ¡Que flaco más atractivo, resulta el hombre! Porque es un hombre. pese a que yo lo vea muy jovencito. No sé porqué se me metió que es adolescente; supongo ha de ser por su personaje en Reply ’88 –puesto que en verdad le queda nada para llegar al tercer piso. Todo lo contrario que me pasa con su compañera de reparto, a la que sí suponía mucho más mayor, y solo le saca 1 año. Supongo que por verla desde hace más tiempo, la juzgué más veterana, pero eso es harina de otro costal, que aquí se trata de Joon Yeol ¡Vaya si tienen en Corea un diamante al que apenas empiezan a pulir!

Han Ryang Ha su buen amigo aquí, creí yo que era bastante irrelevante a la historia porque realmente poco aporta, pero resultó ser que me terminó convenciendo porque sin él al rededor Soo Ho no habría tenido en que apoyarse para transmitirnos tan bien los estados del enamoramiento y la ilusión tan colegial que tuvo –aunque lo de colegial, en realidad me parece un tanto peyorativo. Pa’namorarse no hay fecha en el calendario, según el caballo viejo de Simón Díaz.

Choi Gun Wook No es solo que tenga las mismas orejitas y dientes que el Topo Gigio, es que su personaje fue tan lindo y apapachable como aquel. Sus escaramuzas verbales con Soo Ho resultan divertidas y dinámicas.

El personaje de Sim Bo Nui no es que me haya encantado, no fue mi favorito aquí. Es verdad que no tuvo gritería ni gatuperio –y eso es de agradecer, aunque si se notó que por allí les gusta verla hacer el payaso ¡una jartá! Con ella no nos libramos del vómito sobre el galán, ni de empaparlo en aguas fecales, ni de su rasgo tozudo y terco, pero no incordia demasiado. Eso sí, menos payasadas, y les había quedado mejor…debe ser que se desgañitan cuando ella despliega su repertorio.

Vale la pena invertirle el tiempo…¡y que sigan dándole a Ryu Joon Yeol papeles así!

REPARTO

Hwang Jung Eum como Shim Bo Nui (26, Jefe de Programación, Mercadeo y otros, Signo: Oveja)
Ryu Jun Yeol como Je Soo Ho (31, CEO y Director de Proyectos, Signo: Tigre)
Lee Soo Hyuk como Choi GunWook (24, Jugador de Tenis, Signo: Gallo)
Lee Chung Ah como Han Seol Hee (34, Jefe de IM de Sport Korea, Signo: Cerdo)

Personas cercanas a Bo Nui

Kim Ji Min como Shim Bo Ra (19, hermana)
Kim Jong Goo como Goo Shin (62, chaman)
Kim Sang Ho como Won Dae Hae (48, Presidente de Daebak Sport)

Personas cercanas a Soo Ho

Jung Sang Hoon como Han Ryang Ha (33, dueño de café de juegos)
Ki Joo Bong como Je Mul Po (59, Padre)
Na Young Hee como Yang Hee Ae (52, Madre)
Jung In Ki como Ahn Young Il (57, Programador Legendario)

Personas cercanas a Gun Wook

Jo Young Jin como Choi Ho (50, Padre)

Trabajadores de la Compañía Zeze

Lee Cho Hee como Lee Dal Nim (26, Equipo de Planeación)
Jung Young Ki como Song Dae Kwon (30s, Desarrollador senior)
Yoon Bong Gil como Lee Hyun Bin (20s, programador de desarrollo)
Jin Hyuk como Ryu Ji Hoon (20s, programador de desarrollo)
Cha Sae Young como Ga Seung Hyun (28, diseñadora gráfica)
Kwon Hyuk Soo como Chow Yun Fat (20s, diseñador gráfico y actor de voz)

Comentarios

  1. y por fin se hizo justicia a Ryu…que personaje más adorable, un niño grande! Las conversaciones con el amigo son geniales y la pareja no estuvo mal..ella no gritaba mucho y se agradece.
    El tenista a mi me sobraba, es que ese actor con esos papeles de secundario siempre me acaba sobrando jeje
    Yo también pensaba que era más joven, y no, esta cerca de los 30.
    Gracias chicas por los comentarios

  2. El drama no me atrapó en los primeros dos capítulos y decidí abandonarlo. Pero como me encanta el carimático y encantador Ryu Jun Yeol me alegra leer tantos comentarios positivos de él. Por lo que he leído este drama es suyo. De ella que tiene tanta experiencia solo leo lo mismo. Que no grita y que la ropa era horrorosa. De su actuación nada se comenta. Espero que en la agencia (ambos pertenecen a la misma) sigan haciendo un buen trabajo con él. Muero por verlo en un drama que me guste. Mientras llega ese momento lo intentaré con algunas de sus películas.

  3. Gracias chicas por los comentario y por la recomendación, pero yo si paso de este drama porque la verdad ella no me gusta nada!!!, él sí que me gustó mucho en Reply 1988 y se nota que es buen actor, pero tampoco sacrificaría mi tiempo viendo a la gritona solo por verlo a él..

  4. A mi solo me gusto ella en Secret pero de alli no porque solo de escuchar sus gritos, da miedo verla en cualquier drama.
    Ahorita estoy viendo A Beautiful Mind y para mi es el mejor drama que he visto este año. Me gusta mucho la pareja principal, aunque pense que la historia de amor no iba a funcionar pero me convencieron.
    Tambien empece a mirar tambien la telenovela brasilera La Sombra de Helena(Em Familia) y la trama pricipal no tiene sentido. Solo la estoy viendo por Giovanna Antonelli que es una de mis actrices favoritas, y esta haciendo un buen papel y su historia es interesante.

  5. Andrea Mota dice:

    Jajajaja tambien me recordaba a un raton Lee Soo Hyuk d:

Tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.