“Nothing to lose” (Judge vs Judge) – SBS (2017)

Judge vs Judge

RESUMEN

La juez Lee Jung Joo (Park Eun Bin) preside el Tribunal de Distrito de Seúl. A veces declara a los acusados ​​de desvergonzados con palabras indescriptibles además de que abusa de su autoridad. El juez Sa Eui Hyun (Yun Woo Jin) está asignado al tribunal con la juez Lee Jung Joo. Sa Eui Hyun es muy conocido por su excelente uso de la ley y su conciencia para determinar a veredictos. Lee Jung Joo lucha contra un gran poder que enmarcó a su hermano mayor por asesinato y homicidio.

Resumen extraído de Wiki Drama

Nº de episodios: 32 de 30′

NUESTRO COMENTARIO

ESTE COMENTARIO CONTIENE SPOILERS

“Nothing to lose” o “Judge to Judge” es una mezcla de muchas cosas, no todas ellas buenas, pero también no todas malas. Empezaré por las malas para así dejarles con un buen sabor de boca, que es como me he quedado yo, sin por eso decir que esta historia es buena, sino más bien mediocre.

Lo peor que tiene es que hay montoneras de cosas, e incluso personajes, que o no se se desarrollan o se sabe a qué vienen. Da la impresión de que tenían pensado que el drama fuera por un lado y luego sobre la marcha lo cambiaron y las cosas se les quedaron colgando. Para empezar, en la foto de la presentación sale un personaje que, a la vista del cartel, uno pensaría que formaría parte del grupo protagonista o que, al menos, va a tener alguna importancia…pero no, esa chica apenas aparece y cuando aparece da igual que esté o no, no pinta nada, ni importa nada, como no importan el resto de los chicos que tienen ahí como abogados o auxiliares en prácticas, que se los podrían haber ahorrado.

Y no es solo los personajes “bulto”, sino que también hay temas “bulto”, sobre todo en el capítulo final, en el que a velocidad supersónica nos meten tres casos a capón, a velocidad de vértigo y escasamente explicados que solo puedo pensar que los han metido ahí porque deben ser temas de la última actualidad en Corea.

El resto de la historia gira alrededor de las actuaciones y la vida de unos jueces que resuelven casos, con un caso central que afecta personalmente a una de los jueces adjuntos, cuyo hermano fue encarcelado por violación y asesinato. Aunque incluso su hermana cree que es culpable, resulta que no lo es, sino que fue víctima de la corrupción de un rico, corrupción que tratan de desenmascarar y así probar la inocencia del chico.

A diferencia de las incontables historias de policías y jueces corruptos, en esta historia ni siquiera sugieren que haya jueces corruptos y solo insinúan que, como todo el mundo, algunos tienen ambición de ascender y para ello tienen una relación no siempre correcta con los políticos, sin que por ello pierdan su independencia para dictaminar y resolver los litigios como les dé la gana. De manera que no sé si queda clara para el público en general sin relación con el sector, critican veladamente que sean los jueces los que se lleven los palos cuando aplican una ley que ellos no pueden cambiar. En otras palabras, cuando la ley es injusta, es responsabilidad del Parlamento cambiarla, pero mientras no la cambien a los jueces no les queda más que aplicarla, piensen lo que piensen sobre la materia.

Si no critican a los jueces, sí que critican la diferente vara de medir al aplicar la justicia en Corea, bien porque los pobres no disponen de abogados que puedan aprovechar los recovecos de la ley, bien porque los ricos pagan a un pobre para que se declare culpable y así evitar la cárcel, situación que ha salido ya en varios dramas y que prefiero pensar que es una licencia literaria y que no pasa en la realidad.

Lo mismo que no quiero creer que eso ocurra, no logro creer tampoco que los jueces en Corea sirven tanto para un roto como para un descosido y que un juez puede presidir juicios civiles y penales indistintamente, algo que creo que no ocurre en ningún país civilizado. Entiendo que lo hacen para darle un dinamismo al argumento, pero sé qué narices hacen los dos jueces en su destino final en aquel pueblo mediando en divorcios después de haber sido jueces penales en Seúl.

En un cuerpo en el que, como en España, hay un creciente número de mujeres porque las oposiciones son un sistema de acceso al empleo un poco menos sesgado que la contratación directa, en los primeros capítulos se atrevieron a criticar que las mujeres jueces eran una lata porque cuando tienen niños dejan los juzgados empantanados. Ignoro si se organizó o no un escándalo en la escandalizable Corea por un mensaje tan abiertamente machista, pero al cabo de unos capítulos uno de los personajes comentó que no sé qué juez hombre se había cogido la baja de paternidad. Digo yo que lo dirían por compensar.

En la parte buena está que a mí me gusta mucho Yeon Woo Jin, pero mucho mucho, y me gusta igualmente Park Eun Bin, la actriz que encarnó mi personaje femenino favorito en 2017 (Song Ji Won en Age of Youth).

Aunque los dos actores me gusten, sus personajes en este drama no son nada del otro mundo, y no salen de la mediocridad porque la parte del león en este drama descansa sobre los hombres de Dong Ha en el papel de Do Han Joon. Y no es solo que el actor, al que ya vimos como Mantis en “Last” (tenía otro nombre artístico pero es el mismo) y como el horrible asesino que daba un miedo tremendo en “Suspicious Partner“, esté fantástico en el papel, es que el papel es más profundo, con más matices, más triste, más contradictorio y más interesante que el papel de los protagonistas. No se trata aquí del síndrome del segundo protagonista, porque aquí no hay apenas romance y el romance es otra cosa de esas que nos echan al final como les echan las sardinas a las focas del acuario, sino que el personaje de Do Han Joon da tanta, pero tantísima pena, que te llega a molestar que sus amigos le traten con tanto despego y dejen que las circunstancias les separen de un amigo como ese, que les quiere a los dos por encima de todo y de todos. En el comienzo, parece que hay algún motivo serio para que Sa Eui Hyun se esté separando voluntariamente de su amigo del alma, pero avanzada la trama nos enteramos que esa razón es una tontuna inaceptable en un hombre adulto.

El caso es que el papel de Sa Eui Hyun está bien, aunque creo que está bien por lo buen actor que es Yeon Woo Jin que convierte la seguridad en sí mismo de Sa Eui Hyun y lo clara que tiene las cosas en puro atractivo, pero el personaje de Lee Jung Joo me parece un desperdicio para Park Eun Bin.

El tema romántico, ya les he dicho que es una miga de pan de romance. Yeon Woo Jin saca petróleo de una relación romántica que no tiene chicha y que carga con el peso adicional de que Lee Jung Joo (o sea, ella) no da muestra ni por un segundo de sentirse atraída por él hasta el punto de que el final y lo que tarda la muy lerda en corresponder al amor del chico es un poco anticlimático.

En general, y aunque para mí que me den un poco de romance es como darle a un tonto un lápiz, creo que no les perdono a ninguno de los dos que no hayan sido más cariñosos y atentos con su amigo, porque dicen que le quieren, pero no se les nota. Aunque no se lo perdone, me puede mi afecto por Yeon Woo Jin y quiero llevarme a Sa Eui Hyun a mi casa.

REPARTO

Yeon Woo Jin como Sa Eui Hyun
Park Eun Bin como Lee Jung Joo
Dong Ha como Do Han Joon
Na Hae Ryung como Jin Se Ra

Personas de la Clase de Leyes de la Universidad Hankook

Heo Joon Suk como Ha Young Hoon
Jung Yoo Min como Hwang Min Ah
Hong Seung Bum como Nam Yoon Il
Jung Yun Joo como Lee Sun Hwa

Personas de la Corte

Lee Moon Shik como Oh Ji Rak
Lee Chang Wook como Jung Chae Sung
Woo Hyun como Choi Go Soo
Bae Hye Sun como Moon Yoo Sun
Jo Jae Ryong como Song Ho Chan
Kim Min Sang como Seo Dae Soo
Lee Hye Eun como Oh Mi Ja
Heo Jung Kyu como Kim Moo Shik
Kim Jin Yeop como Lee Cha Won
Oh Na Ra como Yoon Pan

Las Familias

Lee Duk Hwa como Do Jin Myung (Padre de Do Han Joon)
Kim Hae Sook como Yoo Myung Hee (Madre de Do Han Joon)
Choi Jung Woo como Sa Jung Do (Padre de Sa Eui Hyun)
Ji Seung Hyun como Choi Kyung Ho (Hermano biológico de Lee Jung Joo)
Kim Hee Jung como Uhm Shin Sook (Madre de Jung Joo)

Otros

Kim Byung Choon

Comentarios

  1. GRACIAS Marta H, pero como que no me atrae verlo… Vengo desde el año pasado, de “capa caída” con los dramas…

  2. Solo decir, declarar, gritar que AMO a Yeon Woo Jin. Cada día más. Me parece un actor maravilloso. Mi personaje favorito del año fue su Introverted Boss, pese a que el drama me espantó. ¿Tiene o no tiene mérito?

  3. Sí que lo tiene. En este drama hay muchas escenas en las que él brilla con luz propia. Es un actor, tan, pero tan natural. En la escena en la que se declara, solo por la cara que pone cuando ella le dice que quiere pensárselo y él dice “claro”, me lo habría comido entre pan.

Tu comentario